11 enero 2010

La misión STS-130 podría postergarse


Un problema detectado en las líneas de refrigeración del Nodo 3, Tranquility, que debe llevar el Endeavour a la Estación Espacial Internacional, en su misión STS-130, podría retrasar el vuelo y alterar todo el cronograma de lanzamientos.

El Tranquility, como casi todos los módulos de la Estación Espacial Internacional, cuenta con un sistema de refrigeración, basado en líneas de amoníaco que circulan por toda su estructura, un segmento de estas líneas se quebró durante las últimas pruebas realizadas la semana pasada y ahora los técnicos evalúan realizar una revisión completa que podría postergar, de manera indefinida, el lanzamiento del Endeavour, programado para el 7 de febrero.

Los problemas consecuentes de esta posible postergación serán el retiro del transbordador de la plataforma de lanzamiento 39A, emplazado allí desde cinco días y su reingreso al Edificio de Ensamblado Vertical (VAB) para que le sean retirados los cohetes aceleradores, boosters y el Tanque Externo y la postergación de la siguiente misión, la STS-131 programada para marzo, ya que mucho del equipo logístico que debe llevar es para ser instalado en el Nodo 3.

Una opción menos práctica, pero también menos engorrosa para el calendario, es lanzar al Nodo 3 sin las líneas de refrigeración, instalarlo en la Estación Espacial sin usarlo, en modo "Stand By" y luego colocarle el sistema en otra misión.
Los técnicos y responsables de la misión se reunirán mañana, martes, con todos los datos necesarios y comenzarán a decidir las acciones a tomar.

No hay comentarios.:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...