01 junio 2008

Un saludo de Charles Camarda


Durante la reciente visita del astronauta Fernando Caldeiro en la Feria del Libro, tuve la grata sorpresa de recibir un saludo de su colega Charles Camarda, con una foto autografiada. Camarda es un astronauta de la NASA que voló en el transbordador Discovery en octubre de 2005, además de ser amigo y compadre de Caldeiro se trata de una buena persona con una alta profesionalidad, aunque la suerte no le haya sonreído todo el tiempo.

Camarda fue seleccionado como astronauta candidato en 1996, junto a Fernando, y completó su entrenamiento dos años después; seleccionado en 2002 como back up para la Expedición 8 en la Estación Espacial Internacional, casi ve truncado su sueño de ir al espacio luego del accidente del Columbia en febrero de 2003.

Sin embargo su gran experiencia en el Centro de Investigaciones Langley de la NASA hizo que se interiorizara acerca de la naturaleza de las losetas térmicas que utiliza el transbordador durante la reentrada en la atmósfera y sus técnicas de reparación en el espacio.

La misión del Discovery STS-114 significó el regreso de la NASA al espacio después de aquel desgraciado accidente del Columbia donde murieron sus siete tripulantes y la gran oportunidad de incluír a un experto como Camarda, quien originalmente no estaba considerado para la misión.

Camarda (el primero de la izquierda) junto a sus compañeros del Discovery STS-114, frente al Tanque Externo

En aquella oportunidad los desprendimientos del tanque externo del transbordador que habían perforado las losteas térmicas del Columbia, volvieron a dar la nota y mientras el Discovery se hallaba en el espacio se cancelaban los vuelos espaciales una vez más hasta nuevo aviso.

El Discovery no recibió daños, pero las cuestiones de la seguridad en los vuelos fueron creciendo, el propio Camarda llegó a advertir luego del vuelo que se necesitaría perfeccionar mucho las técnicas de reparación de losas en el espacio, al tiempo que debería revisarse el modo de construcción de los tanques externos antes de pensar siquiera de volver al espacio.

Todas esas cuestiones fueron tenidas en cuenta pero en julio de 2006 se volvió al espacio con la misión STS-121 sin tener en cuenta los dichos y plazos propuestos por el astroanuta, lo que motivó su protesta y posterior "silenciamiento" que derivó en una lamentable salida del cuerpo de astronautas activos de la NASA.

Hoy tanto el tanque externo como las herramientas para reparar losas térmicas en órbita fueron perfeccionados haciendo el vuelo espacial mucho más seguro que hace unos años atrás, pero lamentablemente le costó el puesto a gente brillante y honesta como este astronauta, amigo de un amigo, que hoy le hecemos llegar una vez más el apoyo incondicional que merece un profesional de su talla.

Biografía de Charles Camarda

No hay comentarios.:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...